Pandora-Aion | Comunidad online

Aracne

Datos personales

Nombre: Aracne Denisse
Título: ---
Sexo: Mujer
Pueblo: Asmodian
Etnia: Humana
Legión: ---
Profesión: Hechicera / Especialista en venenos / Investigadora (Bruja)


Apariencia

Altura: 1'65 metros
Peso: 50 Kg
Complexión: Bajita y delgada
Color de ojos: Morados
Color de cabello: Un extraño tono verdoso
Rasgo característico: La envuelve siempre un aroma a gardenias, debido a un perfume que ella misma se prepara
Breve descripción: Es una muchacha que no destaca precisamente por su altura, aun así resulta bastante proporcionada y agradable a la vista. Su piel es clara, a parte de por las características de su etnia, L'yen, suele estar bastante tiempo encerrada en su laboratorio, lo que contribuye a su palidez. Su pelo es de tonalidad verdoso y lo lleva peinado con dos especies de tirabuzones. Sus violáceos ojos están contorneados por unas pestañas espesas, estos ojos acompañan a una mirada serena y maliciosa. Su apariencia y su forma de actuar son las propias de alguien de la aristocracia

Personalidad

Clase social: Thane
Orientación sexual: Heterosexual
Alineamiento: Neutral Maligno
Fe: Aunque se muestra indiferente le guarda una secreta devoción a Lumiel
Virtud: Está dotada de una gran paciencia
Debilidad: Siente debilidad por las gardenias
Actitud: Es una humana obsesionada con ascender a Daeva. Gran parte de su vida, sobre todo los últimos años, ha estado dedicada a la investigación de este tema. Está dispuesta a cualquier cosa para lograr ascender, y le corroe la envidia hacia su hermana Salvia que sí lo hizo. Tiene muchos aires de superioridad, lo que contribuye a su obsesión de lograr la inmortalidad ascendiendo. Es bastante arrogante, malvada y de escasos escrúpulos. Normalmente una misteriosa sonrisa le adorna la cara. Suele ser manipuladora y chantajista, le encanta tener la situación controlada, si no es así.. casi prefiere quitarse de en medio. Sus modales son educados

Contexto

Aracne era una joven humana, aristócrata, la hija mayor de una noble familia cuya residencia principal se localizaba en Pandaemonium. Su familia estaba compuesta por su madre, su padre y su hermana Salvia.. 'La pequeña Salvia..' le hervía la sangre cada vez que pensaba en el día en que esta ascendió a Daeva. 'Esa maldita estúpida.. no se merece tal don'. Jamás olvidaría la cara de sus padres, lo orgullosos que estaban de ella, ¡cómo presumían de su pequeña en los grandes eventos sociales!.. que si Salvia por aquí.. que si Salvia por allí..
De todas formas, Aracne no era muy fanática de esas juergas y fiestas, ella prefería estar en su querido y tranquilo laboratorio estudiando, experimentando, creando nuevos y 'divertidos' venenos, y estudiando su segunda pasión, la magia, algo bastante útil por lo que había venido comprobando
Su hermana precisamente era su cobaya favorita.. la pobre Salvia sufría desde muy pequeña los abusos de Aracne y era objeto de numerosos experimentos, y estos se habían multiplicado cuando esta ascendió, ya que la mayor obsesión de Aracne era conseguir su ascensión propia. La conseguiría.. si no de forma natural, ella misma se ocuparía de provocarla. Por ese motivo sometía a Salvia a numerosas pruebas y la estudiaba a fondo
Los padres de Salvia y Aracne poseían en las tierras de Ishalgen una casa de campo y terrenos, estos les reportaban importantes beneficios al ser explotados para ellos por campesinos de una aldea cercana. En el sótano de dicha casa se encontraba el laboratorio principal de Aracne, nadie más que ella conocía su existencia. En los últimos tiempos se habían denunciado numerosas desapariciones y extrañas muertes de muchos habitantes de la zona. Nadie se explicaba el por qué, pero todo era debido a los experimentos de Aracne.. casi una centena de víctimas habían muerto en aquel sótano, al no poder soportar sus cuerpos las dosis de una sustancia que estaba creando, gracias al estudio de Salvia, y que pensaba que harían ascender a un humano a Daeva. Pero nada, todos morían al poco rato de inyectársela. Aun así, la perseverante muchacha no desistía en su idea. Las escalofriantes noticias que llegaban desde Ishalgen hicieron que sus padres viajaran un día hacia allí, cosa que no solían hacer a menudo, pillando a Aracne en una de las suyas. Su investigación iba demasiado avanzada como para que todo se estropeara ahora, así que sin dudarlo y haciendo uso de sus conocimientos mágicos, decidió asegurarse de que no dijeran nada de lo que habían visto. Bastó sólo dos rápidas maldiciones mortales para que sus débiles cuerpos cayeran sin vida al suelo
Al día siguiente alguien llegó a su residencia en Pandaemonium, informando de que habían encontrado a sus padres muertos en mitad de un camino rural. Salvia lloró desconsolada, no supo nunca si más por sus padres o porque se quedaba sola ante el monstruo de su hermana. Aracne tenía libertad absoluta para hacer lo que quisiera, sobre todo con ella. Además era la nueva señora de la casa. La pequeña Salvia sufrió como nunca hasta que un día, en un despiste de su hermana, huyó de casa. Aracne encolerizada salió en su búsqueda, sin éxito.. y aunque podía proseguir con sus investigaciones no era lo mismo sin Salvia. Debía encontrarla como fuera.. y no pararía hasta hallarla









Enero 2.010 Pandora-Aion | Web optimizada para 1.024x768 | Diseñada y actualizada por:

Pandora, su arpa y su caja