Pandora-Aion | Comunidad online

Lunaire

Datos personales

Nombre: Lunaire Nesäira
Título: Claro de Luna (Suele ser el nombre que da a sus 'clientes' cuando va a hacer algún trabajo sucio). Aunque ahora los 'títulos' que más suelen escuchar refiriéndose a ella son 'enana' o 'coletita'
Sexo: Mujer
Pueblo: Asmodian
Etnia: Nauhal
Legión: Ninguna aún
Profesión: Músico y Cazarrecompensas (si le parece conveniente, quizás se ofrezca para un trabajo de asesinato a sueldo)


   

Apariencia

Altura: 1'64 metros
Peso: 49 kg
Complexión: Esbelta y muy atlética
Color de ojos: Violáceos
Color de cabello: De tonalidades verdosas y azuladas (Algo bastante extraño en los Nauhal)
Rasgo característico: Tiene un tatuaje bajo el ojo derecho y varios pendientes y aretes en las orejas. Presenta rasgos delicados y finos, a pesar de ello es más fuerte de lo que parece
Breve descripción: Tiene el pelo muy lacio, y parte de él lo lleva recogido con una cinta, aunque le cae un largo flequillo que le tapa parte del rostro. Su expresión es tranquila y serena, y suele sonreír con aparente amabilidad, más bien, dándole un toque inocentón
Suele llevar adornos florales, como collares o pulseras hechos con delgadas y flexibles ramitas de plantas
Como músico, siempre lleva consigo su instrumento musical preferido: una lira. La cual está sutilmente manipulada, y es donde suele guardar dos finas dagas con las que realiza su otro oficio, totalmente contrario a lo que parece representar con su aspecto dulce: Cazarrecompensas

Personalidad

Clase social: Boendr
Orientación sexual: Heterosexual
Alineamiento: Caótico neutral
Fe: Devoto
Virtud: Todo lo que hace, lo suele realizar con suma sutileza, incluso al caminar es difícil escuchar sus pasos. Tiene una voz clara y sedosa, la cual entona con gracia a la vez que toca su lira
Debilidad: Es cortante y algo borde con la gente que desconfía, y eso suele crearle en ocasiones algunos problemas. También le suele mover la avaricia y la tacañería
Actitud: Es una chica jovial y muy curiosa, a pesar de su aspecto tranquilo, tiende a ser muy nerviosa en su día a día, algo que hace resaltar su cambio de actitud cuando se presenta situaciones tensas o cuando tiene una víctima en su punto de mira. Es amable y muy cariñosa con sus amigos, aunque distante y seca con aquellos que no conoce o desconfía. Aunque no le gusta mentir, diciendo las cosas claramente según las piensa, se le da bastante bien actuar según le conviene en cada situación, algo que la hace a veces bastante falsa
Siente un gran respeto y afecto por la naturaleza, como suele ser normal en la gente de su etnia, aunque tiene cierto miedo a violar las normas de los Nauhal
Le encanta dormir, y si se lo propone es capaz de hacerlo a los pocos segundos de acostarse. También está muy acostumbrada a beber alcohol, por lo que es casi imposible que se emborrache con eso. A pesar de ello, extrañamente el beber cosas dulces (sobretodo el zumo de manzana) sí le produce los síntomas de una buena borrachera

Contexto

Han pasado tres años desde que Lunaire dejó el bosque donde se crió con Urian su maestro, el cual le enseñó la mayoría de técnicas con la daga en el arte del asesinato, y la cuidó y crió desde que su madre murió
Siempre que anochecía, Lunaire solía ir hacia un lago donde se reflejaba el brillo de la luna, y acompañada del viento y el murmuro de las ramas, se la podía oír cantar con su suave voz. Mientras lo hacía solía recordar a su madre, de quién aprendió las pocas y tristes canciones que entonaba. Una vez, fue descubierta por su maestro, que le hizo a escondidas una preciosa y sencilla lira, pensando que contrastaría armoniosamente con sus canciones. Le puso por nombre Claro de Luna, al recordar la imagen de la chica bajo la luz lunar, y se la regaló el día que Lunaire decidió partir bajo una promesa: 'Cuando sea rica y famosa volveré aquí contigo'
Desde ese día, la joven no se separó de su lira. Con ella se ganaba las kinahs actuando por las plazas de las ciudades. Aunque no hizo falta mucho tiempo para descubrir que sus canciones no eran suficientes para ganar todo el dinero que ella deseaba tener, por lo que decidió dar uso de sus habilidades asesinas, y cazar criminales y delincuentes haciéndose así cazarrecompensas
Consiguió robar dos pequeñas dagas, y comenzó a ejercer su segundo oficio, aunque, por miedo a manchar su imagen de inocente y dulce artista ambulante, se le ocurrió manipular la base de la lira, haciendo una especie de compartimento secreto donde guardar sus dagas como si se tratasen de una disimulada funda de madera. Así, además, aprovechaba para acercarse a sus víctimas sin siquiera causar sospechas









Enero 2.010 Pandora-Aion | Web optimizada para 1.024x768 | Diseñada y actualizada por:

Pandora, su arpa y su caja